Blog

Como todos los años, en Pasitos, hemos celebrado nuestro particular día de picnic.

La mañana se fue resolviendo como de costumbre: jugamos en el patio con las motos, pelotas, camiones… Visitamos a nuestros animales, les damos de comer, pasamos un buen rato tumbados en la hamaca… Como ya sabéis nos encanta hacer actividades al aire libre.

Pero llegó el momento de recoger y cuando ya estaba todo listo, todos se dirigían a la puerta para subir al comedor. ¡Menuda sorpresa se llevaron cuando sacamos los manteles y preparamos todo para comer allí!

Estar en espacios abiertos es muy beneficioso para los pequeños, pero sin embargo las horas al aire libre escasean a nivel global. Lo ideal es combinar las actividades en el interior y en el exterior para que el niño desarrolle sus capacidades de la forma adecuada y se mantenga sano tanto física como psicológicamente. ya que fomentamos su autonomía y confianza en ellos mismos.

Es una actividad que nos gusta mucho porque fomentamos su autonomía y confianza en ellos mismos, además de compartir tiempo con todos los niños de la escuela, incluidos los bebés. Así convertimos una rutina del día a día en una gran aventura.

¡Estaban encantados!

No hay comentarios!

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *