Blog

Las botellas sensoriales son botellas de plástico que rellenamos con objetos que estimulan la curiosidad  de un niño. Se trata de un material con el que los niños se lo pueden pasar muy bien y podemos sacar muchas oportunidades de aprendizaje.

 

Pretendemos trabajar con ellas:

  • Aspectos motores: sobre todo a nivel de motricidad fina (sacudir, pasar de una mano a otra, coger la botella que le damos,…).
  • Educación visual: el niño sigue con la mirada el movimiento de la botella o de los objetos que hay dentro de ella, reconocimiento de formas y colores,…
  • Educación auditiva: identificar si suena o no suena, seguir el ritmo de una pieza musical agitando la botella,…
  • Desarrollo social: con este material se crea un espacio y un momento de encuentro con otros niños al compartir las botellas
  • Desarrollo de la atención y la memoria.

Resulta un material tan sencillo como completo que además no necesita grandes gastos económicos y sin embargo su éxito entre los bebés está más que asegurado

Os dejamos algunas fotos

 

No hay comentarios!

Deja un comentario

Su dirección de correo electrónico no será publicada.
Los campos necesarios están marcados *